jueves, 2 de diciembre de 2010

De piedritas laborales, chales y recuerdos preparatorianos

Ayer en la mañana estaba de lo mas depre… para la tarde andaba muy contenta. Tengo varias hipótesis respecto a este cambio tan evidente:

1.- Soy bipolar.

2.- Ver que mi vacantes caminan y sentir que mi trabajo importa me hace revalorizar las 8 hrs que invierto en este lugar.

3.- Mi hermana me envió muchas buenas vibras.

4.- Todas las anteriores.

La 4° opción me hace recordar a mi maestra de ciencias sociales de bachillerato. Era muy buena solo que no me gustaban sus herramientas para comprobar nuestro aprendizaje. Acostumbraba hacer los exámenes de confusión múltiple, orientados a que solo aprobaran los que estuvieran 100% seguros de la respuesta. Las opciones casi siempre eran:

A)

B)

C)

D) Todas las anteriores,

E) A y B pero no C,

Para cuando llegaba al inciso F) yo ya andaba desquiciada. De sobra está decir que reprobé y me fui a extraordinario, donde pasé con un decoroso 8. Afortunadamente no pudo darnos Filosofía en el siguiente curso y yo pasé un semestre de lo mas delicioso entre el materialismo dialéctico y los filósofos griegos.

Volviendo a mis frustraciones laborales, alguna vez haré un post de las razones mas bizarras que me han dado para rechazar a un candidato… mientras seguiré con mi chalequito viajero (porque tejo camino al trabajo, mientras mi marido conduce). Creo que me va a quedar flojo y la puntada caladita básica como que ya no me agrada del todo. Espero terminarlo de aquí al fin de semana para ver si lo desbarato completamente o lo dejo así.

Gracias a Lanezi por el norte con mis dudas de Saroyan. No he tenido tiempo de ver los videos pero estoy segura que me serán de mucha ayuda. Luego que termine el chaleco, seguiré con este proyecto y lo presumiré (aprovecharé para encontrar un estambre mas bonito que los que tengo).

Y hablando de cacahuatitos con chile... Se que es poco probable que lea este mensaje, pero quiero agradecer a mi suegra por hacer de mi casa un lugar habitable.

Hasta la próxima.

No hay comentarios:

Publicar un comentario